HACE MUCHO TIEMPO, EN UNA GALAXIA MUY LEJANA....




Está fuera del sistema solar y es grande como Saturno. Queda a 200 años luz de la Tierra.
Esa imagen inolvidable de “La Guerra de las galaxias” (Luke Skywalker caminando hacia un horizonte con dos soles), ya no pertenece al mundo de la fantasía, sino que, al menos en parte, forma parte de la realidad. Astrónomos de Estados Unidos descubrieron el primer planeta que gira alrededor de dos soles , un hallazgo sin precedentes para la astronomía.
Este exoplaneta (o planeta fuera del sistema solar), que orbita dos soles en un círculo casi perfecto a unos 200 años luz de la Tierra, fue bautizado Kepler-16b. A diferencia de Tatooine, el planeta natal de Skywalker –caluroso y desértico–, Kepler-16b es gélido y congelado, y tiene el tamaño de Saturno.
Según la investigación publicada en la revista Science , el planeta fue observado con el telescopio Kepler de la NASA, que controla el brillo de 155.000 estrellas.
“Este descubrimiento es sorprendente”, dijo uno de los autores del estudio, Alan Boss, del Departamento de Magnetismo Terrestre del Instituto Carnegie para la Ciencia.
Los astrónomos ya habían identificado planetas que creían que estaban orbitando dos estrellas, pero es la primera vez que realmente observan uno que en verdad pasa delante de sus dos soles.
“Kepler-16b es el primer ejemplo confirmado, inequívoco, de un planeta circumbinario: un planeta que orbita no una, sino dos estrellas”, dijo otro de los autores, Josh Carter, del Centro de Astrofísica Harvard-Smithsonian (CfA).
“Una vez más descubrimos que nuestro sistema solar es sólo un ejemplo de la variedad de sistemas planetarios que la naturaleza puede crear”, agregó en un comunicado.
Si hubiera seres vivos en Kepler-16b, podrían observar un atardecer con dos soles, pero este escenario es muy poco probable debido a la temperatura extrema de la superficie helada del planeta de -73 a -101 grados Celsius.
El frío se debe probablemente al hecho de que, aunque el planeta tiene dos soles a los que orbita cada 229 días a una distancia de 105 millones de kilómetros, son más pequeños y más fríos que nuestro único Sol.
Uno de los soles de Kepler-16b tiene una masa equivalente al 20% del nuestro, y el otro al 69%.
Mientras el planeta los orbita, los dos Soles bailan entre sí en una “excéntrica órbita de 41 días”, dijo el estudio, dirigido por el científico Laurance Doyle. “Este descubrimiento confirma una nueva clase de sistemas planetarios que podrían albergar vida ”, apuntó otro de los científicos, William Borucki. “Teniendo en cuenta que la mayoría de estrellas de nuestra galaxia es parte de un sistema binario, esto significa que las oportunidades de vida son mucho más amplias que si sólo se forman los planetas alrededor de estrellas simples”, agrega Borucki, que define el descubrimiento como un “hito ”.

Kepler es la primera misión de la NASA capaz de encontrar planetas del tamaño de la Tierra cerca de la llamada “zona habitable”, la región en un sistema planetario donde puede existir agua líquida en la superficie del planeta en órbita. Lanzado en marzo de 2009, el objetivo es recoger datos y pruebas de planetas que giran alrededor de estrellas con condiciones de temperatura medias donde pueda existir agua y, por tanto, vida.

Entradas populares de este blog

SODA STEREO A 20 AÑOS DE AQUELLA NOCHE "GRACIAS ... TOTALES!"

EL HUNDIMIENTO DEL KURSK, LA OTRA HISTORIA DEL SUBMARINO RUSO